ASOCIACIÓN BETANIA

Betania celebra el día nacional si juegos de azahar con un debate sobre el juego

La Asociación Betania ha querido aprovechar que, hoy día 29 de Octubre se celebra el Día Nacional sin Juego de Azar, para invitaros al “DEBATE SOBRE EL JUEGO” que tendrá lugar el 21 de Noviembre en la Casa de la Cultura a las 18hrs. Se debatirá el juego desde sus distintas modalidades y desde diferentes perspectivas, incluyendo la visión de jugadores con y sin éxito, profesionales, agentes educativos y representantes del sector del entretenimiento

En este acto además se presentará el “PROGRAMA REINICIA”, un programa de Información e Intervención en abuso o adicción al juego y nuevas tecnologías. Buscando dar respuesta a la creciente demanda de los problemas relacionados con el uso del juego con dinero, juego online, videojuegos y nuevas tecnologías. Un programa que atenderá tanto personas adultas, adolescentes y familias, que requieran de información o tratamiento específico en este aspecto. 

El juego con dinero han experimentado una evolución que da como resultado un aumento, significativo y preocupante. Según los datos que ofrece la Dirección General de la Ordenación del Juego, el número de jugadores activos durante 2018 ascendió a 1.465.129 y las cantidades jugadas ascendieron a 17.250 millones.

La proximidad de las casas de apuestas es un elemento que facilita la consolidación de la conducta adictiva. Además, la inmediatez en conocer el resultado y en disponer del premio la incrementa aún más. Se ceba en particular con los estratos sociales de menos recursos, poblaciones asoladas por tasas de paro muy elevadas. Ubicándolas cerca de centros educativos y de ocio, buscan atraer a una juventud empobrecida, sin futuro, y carente de alternativas con las que desarrollarse, seducida por el supuesto dinero fácil.

De otra parte, y no menos preocupante, aparece el abuso de las nuevas tecnologías por parte de los adolescentes, los estudios afirman que más de la mitad de ellos hacen un uso inadecuado del teléfono móvil, videojuegos e internet. Mostrando alarmantes datos sobre aquellos que ya muestran una dependencia real a estos dispositivos.

La ludopatía se instala así como un impuesto a la pobreza o, como algunos ya califican, “la heroína del siglo XXI”.